martes, 14 de abril de 2015

Tao Te Ching

Escrito en China por Lao Tzu hace más de 2.500 años una joya literaria con un contenido intemporal, En esa época en India Mahariva enseñaba el jainismo,basado en "ahimsa" la práctica de la no violencia y el respeto a la vida de todos los seres. Buda expandía su prédica. El profeta  Zoroastro en Persia y Heráclito y Parménides inspiraron a Platón, Sócrates y Aristóteles quienes le dieron un contenido distinto,filosófico en la antigua Grecia. Era un despertar global de la transformación de la conciencia. El nombre "Tao" no tiene traducción,es aquello no se puede describir con palabras,lo sin forma,lo que subyace a todo y lo interpenetra todo,el absoluto. El Tao nos indica el camino para alinearnos con eso. Encierra un mensaje profundo, removedor,con sencillez y belleza. Algunos fragmentos de esta obra monumental: @Sv

El Tao del que puede hablarse

no es el Tao eterno.
El nombre que puede nombrarse
no es el Nombre eterno.

Lo eternamente real es innombrable.
El nombre es el origen
de todas las cosas particulares.

Libre de deseo, comprendes el misterio.
Atrapado en el deseo, solo ves sus manifestaciones

Y, sin embargo, misterio y manifestaciones
brotan todos de la misma fuente.
A esta fuente se le llama oscuridad.



Oscuridad de oscuridades;
he aquí la puerta a toda comprensión. 


Cuando contemplamos algo y lo vemos bello,
algo, en cambio, resulta feo.
Cuando contemplamos algo y lo vemos bueno,
algo, en cambio, resulta malo.

El ser y el no-ser se crean mutuamente.

El Tao no toma partido;
da nacimiento tanto al bien como al mal.
El Maestro no toma partido;
da la bienvenida tanto a santos como a pecadores.

El Tao es como un fuelle;
esta vacío y, sin embargo, es infinitamente capaz.
Cuanto más lo usas, más produce;
cuanto más hablas de él, menos lo comprendes.

Manténte en el centro

El Tao no toma partido;
da nacimiento tanto al bien como al mal.
El Maestro no toma partido;
da la bienvenida tanto a santos como a pecadores.

El Tao es como un fuelle;
esta vacío y, sin embargo, es infinitamente capaz.
Cuanto más lo usas, más produce;
cuanto más hablas de él, menos lo comprendes.

Manténte en el centro
Si quieres ser todo,
acepta ser parte.
Si quieres ser recto,
acepta estar torcido.
Si quieres ser pleno,
acepta estar vacío.
Si quieres renacer,
acepta morir.
Si quieres que te sea todo dado,
abandónalo todo.

Si quieres ser todo,
acepta ser parte.
Si quieres ser recto,
acepta estar torcido.
Si quieres ser pleno,
acepta estar vacío.
Si quieres renacer,
acepta morir.
Si quieres que te sea todo dado,
abandónalo todo.

Conocer a otros es inteligencia;
conocerse a sí mismo es verdadera sabiduría.
Ser maestro de otros es fuerza;
ser maestro de sí mismo es verdadero poder.

Si comprendes que tienes suficiente,
eres auténticamente rico.
Si permaneces en el centro
y abrazas la muerte de todo corazón,
perdurarás siempre.

Si cierras tu mente con juicios
y traficas con deseos,
tu corazón se turbará.
Si libras tu mente de juicios
y no te dejas arrastrar por los sentidos,
tu corazón hallará paz.

Ver en la oscuridad es claridad.
Saber ceder es fortaleza
La verdadera maestría se alcanza
dejando que las cosas sigan su curso.
No puede alcanzarse interfiriendo.